(NOVOPRESS ESPAÑA)

Nebojsa Vukomanovic, serbokosovar, continua en coma tras recibir un disparo en la cabeza efectuado por fuerzas de la UNMIK, el pasado lunes en Mitrovica.

El herido fue trasladado al hospital de Kragujevac, donde se le realizó una cirugía craneal.

Djordje Ugrinovic, médico cirujano que atendió al joven Vukomanovic, aseguró que ya vino sin consciencia al hospital y que su vida corre un grave riesgo.

Vukomanovic es agente de la policía de Kosovo y tiene mujer y tres hijos.

Estos son los resultados de la actuación extremadamente violenta que llevó a cabo las fuerzas policiales de la UNMIK, a propósito del desalojo de un tribunal en Mitrovica, ocupado por ex funcionarios serbios y que dió lugar a una batalla campal entre población civil serbia y fuerzas policiales de la ONU.

Fuente: NOVOpress España.

Anuncios