KOSOVO NO SE VENDE

Según informaciones de KiM Radio recogidas por la prensa serbia el cementerio ortodoxo de la localidad de Laplje Selo en Kosovo fue profanado el pasado viernes 15 de enero.

Cruces desenterradas, sepulturas destrozadas, varios kilos de flores y velas robados son el resultado de los actos vandálicos contra la minoría ortodoxa (serbia) en Kosovo.

El padre Milorad Cvetković ha informado de los hechos a la policía de Kosovo, pero como tantas otras tropelías cometidas contra la población serbia no espera que la investigación arroje un resultado favorable.

El clima de inestabilidad en Kosovo también se ha visto incrementado cuando, también el pasado viernes, un coctel molotov fue arrojado contra la casa de un policía de origen serbio en la localidad de Leposavic.

La sistemática agresión y persecución contra todo lo serbio en Kosovo y Metohija supone, sin lugar a dudas, la perpetración de la limpieza étnica contra este pueblo y que cuenta con la tácita (o quizá no tanto) aquiescencia de la UE y la ONU.

Estos actos bárbaros, van destinados a amedrentar a un orgulloso pueblo serbio que se resiste a abandonar, lo que se ha venido a denominar, el corazón mismo de Serbia.

Kosovo No Se Vende

Anuncios